Peligros del láser para la vista y la piel

+34968 52 40 01
Peligros del láser para la vista y la piel

Como expertos en el corte láser en Alicante ya repasamos en una publicación anterior las medidas de prevención que hay que adoptar a la hora de acometer este tipo de trabajos. En esta nueva entrada queremos ir un poco más allá y ocuparnos de los daños concretos que puede causar el láser sobre la vista y la piel.


En lo relativo a la vista, como te puedes imaginar, el mayor peligro que presenta un haz láser es que su luz penetre en el ojo teniendo en cuenta que estamos hablando del órgano más sensible a la luz. Por eso, en Moralsa Aceros Morales, S.L. nos ocupamos de que nuestros operarios siempre trabajen con las debidas medidas de precaución para evitar este tipo de lesiones. Para entender la gravedad de este daño podemos recurrir a un símil. Si una lupa se puede usar para concentrar luz solar y quemar un material, el ojo humano concentra la luz del haz láser en un punto muy reducido de tal forma que puede llegar a quemar la retina. Por eso es tan básico que el láser nunca apunte directamente a los ojos por muy baja que sea su potencia. De todas formas, el ojo humano dispone de un mecanismo de autodefensa. Lo que ocurre es que, cuando una luz brillante incide en el ojo, este tiende a cerrar el párpado rápidamente o a moverse en una dirección diferente huyendo de la luz. Lo normal es que la respuesta de aversión se produzca en menos de 0,25 segundos desde que se produce la incidencia de la luz sobre el ojo. Todo lo anterior sirve en el caso de que el láser sea de poca potencia. Si es de mayor potencia el daño pueden producirse en menos de 25 segundos y, por lo tanto, el ojo tendrá menos capacidad de reacción ante el corte láser en Alicante. En lo relativo a la piel, los láseres pueden causar daños mediante efectos fotoquímicos o mediante quemaduras térmicas. En función de la longitud de onda, el haz puede penetrar tanto a través de la epidermis como de la dermis. 

haz clic para copiar mailmail copiado